Trenes argentinos. Foto: Ministerio de Transporte.Trenes argentinos. Foto: Ministerio de Transporte.

Desde este martes, luego de siete años de ausencia, el tren de cargas de la línea Urquiza volvió a cruzar el puente internacional Roque González de Santa Cruz, y vincula la ciudad de Encarnación con Zárate, provincia de Buenos Aires.

Es el segundo tren argentino que, en la actualidad, realiza un cruce internacional. El segundo es el que cruza la estación de Socompa, en Salta, con Antofagasta, Chile.

Este ramal que volvió a funcionar de la línea Urquiza, va por toda la Mesopotamia, con 1500 kilómetros operativos, tiene 15 locomotoras y 960 vagones, según informó Trenes Argentinos Cargas.

La estación principal de pasajeros es Chacarita, pero está muy lejos de volver a funcionar, a pesar de que a los misioneros y correntinos les interesa volver a tener con un servicio ferroviario a la Capital, algo más económico que el bus o el avión.

El presidente de Trenes Argentinos de Cargas (TAC), Daniel Vispo, señaló a La Nación que: “Este ramal ha tenido muchos vaivenes a lo largo de su historia, desde 2020 que buscamos reactivarlo, ya que solamente llegaba hasta Paso de los Libres. Primero extendimos hasta Santo Tomé; luego a Garupá, cerca de Posadas, y ahora volvimos a Encarnación“.

El funcionario es un ejecutivo ferroviario que empezó su carrera en 1988, hace 34 años, y vivió el cierre de los ramales en la era menemista. Hoy intenta reactivar, aunque limitado por la falta de recursos.

“Se necesitan unos 800.000 o 900.000 dólares para poner a nuevo cada kilómetro de vía. Nosotros estamos creciendo: cuando tomamos el tren Urquiza transportaba 25.000 toneladas mensuales, hoy estamos en 40.000 y podemos llegar pronto a 80.000 toneladas”, dijo Ovispo.

 

Operativos

Nuestro país tiene tres vínculos ferroviarios transfronterizos con: Bolivia, Brasil y Uruguay, aunque en la actualidad se encuentren inactivos.

El ferroviario de Posadas unido con Encarnación circuló en 1990, con la inauguración del puente Roque González de Santa Cruz. Hoy en día, los vagones y formaciones se encuentran algo hundidos y forman parte de la historia de la capital de Misiones.

Para reactivar el ramal Urquiza – Paraguay, fue necesario el acuerdo con Ferrocarriles del Paraguay (Fepasa), quien es Lauro Ramírez el titular, y ayer estuvo en el evento de relanzamiento.

 

 Autoridades de Trenes Argentinos Cargas y de Ferrocarriles del Paraguay. Foto: Ministerio de Transporte.Autoridades de Trenes Argentinos Cargas y de Ferrocarriles del Paraguay. Foto: Ministerio de Transporte.

 

El tren cruza el río y recibe el cargamento y en el mismo día vuelve de regreso. Esto dura aproximadamente dos días y medio por el mal estado de algunos tramos de la vía. Tiene 15 clientes que lo utilizan para transportar cargas a los puertos de ultramar de Buenos Aires.

El transporte que llegó ayer a la estación de Encarnación, volverá de regreso con una carga de arroz de 600 toneladas que tienen como destino final Costa Rica.

Son alrededor de 17 vagones que reemplazan 25 camiones que serán necesarios para transportar igual volumen por carretera. “En 1000 kilómetros el tren genera un ahorro del 30% en promedio”, señala Vispo.

 

La empresa uruguaya

El arroz pertenece a una empresa de Uruguay, que utiliza mucho este ramal de trenes para llevar troncos de pino y eucaliptus que son exportados a China y la India desde el puerto de Ibicuy.

Uno de los clientes más importantes de la línea Urquiza es la empresa Arauco Argentina, la principal productora de pasta celulósica del país, que utiliza mucho el ferroviario y lo complementa con camiones bitrenes para transportar la materia prima a los demás puertos.

Otras cargas que se transportan hasta Misiones son piedra, cereal y cemento.

Noticias relacionadas