La despedida de Diego Maradona en Casa Rosada comenzó en la madrugada del jueves. Antes de que se abrieran las puertas al público a las 6 de la mañana, la familia y sus invitados pudieron hacer un responso íntimo. 

Dalma, Gianinna y Claudia Villafañe llegaron muy temprano y fueron vistas bajando juntas de un auto. En sus manos, Dalma tenía una camiseta de Boca que luego fue puesta en el ataúd de su padre. A la par arribaron Verónica Ojeda y su hijo Dieguito Fernando, fruto de su relación con el Diez. 

Rocío Oliva intentó ser parte de la despedida íntima, pero no le autorizaron el ingreso y comenzó a llorar en su auto en la entrada. 

El cuerpo del ex futbolista fue trasladado este miércoles noche desde el Hospital de San Fernando, donde se le practicó la autopsia, hacia una cochería del barrio de La Paternal para que sea preparado; y de allí salió hacia la sede Balcarce 50.

Sus restos son velados en un ataúd en Casa Rosada donde se espera que un millón de argentinos pasen a despedirse de él.

Así fue la llegada de Dalma, Gianinna y Claudia al velorio de Diego Maradona:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here